Cómo elegir el mejor juguete

Cómo elegir el mejor juguete

Los juguetes para gatos y perros son tan numerosos que no es fácil elegir cuál es el más adecuado. Por ello, vamos a darte unas pautas a ver si conseguimos dar con la clave.

  • Adaptado a la especie. El gato y el perro se diferencian en muchas cosas y el juego es una de ellas. Por ello, generalmente los juguetes para gatos y perros suelen tener grandes diferencias y en algunos casos un juguete pensado para el gato puede ser totalmente inútil para un perro. Por ejemplo, un puntero láser suele gustar mucho a los gatos y ser indiferentes para la mayoría de los perros.
  • Adaptado a la edad. No estamos hablando de niños, así que no existen diferencias entre diferentes etapas de desarrollo intelectual, sino de las distintas etapas de desarrollo físico, por lo que algunos juguetes valen para cualquier edad, como una pelota (tan solo hay que adaptar la distancia a la que la lanzamos), y otros, como un disco, solo pueden ser útiles para animales adultos por la dificultad que supone alcanzarlo al vuelo.
  • Adaptado al tamaño. Parece lógico, pero no se nos debe olvidar que un juguete pequeño para un animal grande puede suponer un peligro, especialmente por el riesgo de ser ingerido. Por el contrario, un juguete grande para un animal pequeño puede no suponer ningún riesgo, pero seguro que será totalmente inútil si no lo puede manejar con comodidad. ¿Te imaginas a un Chihuahua queriendo coger con la boca una pelota de tenis?
  • Solo o en compañía. Existen juguetes pensados para entretener al animal cuando se queda solo, como los que pueden contener un alimento que la mascota tenga que extraer dedicándole tiempo, o aquellos que requieren el manejo del dueño para ser eficaces, como la pelota para un perro o una caña con una pluma en su extremo para un gato.
  • Seguridad de los materiales. La normativa sobre la toxicidad de los materiales también afecta a los juguetes de gatos y perros, así que debemos mirar la etiqueta para asegurarnos de que cuentan con la autorización oportuna. También hay que tener en cuenta la resistencia, ya que si el animal puede hacerlo pedazos e ingerirlos, hay que ser precavidos.
  • Última generación. La tecnología no se ha quedado a la zaga en cuanto al desarrollo de aplicaciones para tabletas especialmente pensadas para el gato y el perro. Eso sí, habrá que hacerse con un buen protector de pantalla.

Si eres de los que cree que los juguetes para gatos y perros no sirven para nada, debes saber que ellos necesitan jugar para mantener su equilibrio emocional y estar en forma, así que no hay excusas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *