Cómo eliminar los pelos del perro

pelos-perroNuestros perros poseen una característica que les dota de una gran belleza, su pelo, pero este puede ser un problema durante las épocas de muda, especialmente si somos muy escrupulosos con la higiene de nuestra casa o de la ropa que llevamos puesta.

En honor a la verdad, los perros que viven dentro del hogar suelen realizar una muda constante a lo largo de todo el año, si bien se agudiza en otoño y en primavera; incluso unos meses después de tener el celo en el caso de algunas hembras.

Para que esta labor te resulte más fácil, aquí tienes varios consejos para eliminar los pelos de tu perro:

  • Es tan obvio que nos ruboriza recordarlo, pero si le cepillas frecuentemente, el pelo que se queda en el cepillo jamás llegará al sofá ni a tu ropa. Por ello, lo primero que se debe hacer es cepillar al perro con la frecuencia que haga falta. No tienes excusa, porque esto contribuye también a la salud de su piel y, si se realiza adecuadamente, refuerza los lazos entre ambos.
  • El cepillado de mantenimiento debe hacerse con la herramienta adecuada al tipo de pelo –cardas, cepillos de púas o de cerdas, etc.–, pero algunos están diseñados para arrastrar el pelo muerto.
  • Nosotros no estamos seguros de su utilidad porque el efecto suele producir rechazo en los perros, pero hay quienes usan aspiradoras especiales directamente sobre el animal.
  • Una vez que el pelo ya se ha desprendido, el aire lo moverá por toda la casa. Lo habitual es que se acabe adhiriendo sobre el primer tejido que encuentre o que forme pelusas en los rincones, especialmente en el caso de que se trate de pelos largos.
  • El mejor método es aspirar, ya que al barrer muchos pelos permanecen en suspensión y no desaparecen del entorno. También puede ser eficaz un cepillo especial para barrer pelo, como el de las peluquerías humanas, así como una mopa húmeda o impregnada con algún producto que adhiera los pelos.
  • Para eliminar el pelo de la ropa todos conocemos los rodillos adhesivos, pero si se te acaba, puedes improvisar un método alternativo enrollando sobre los dedos una cinta adhesiva ancha, como las de embalar o las de papel que usan los pintores. Otro truco muy eficaz es retirarlos con las manos húmedas o, mejor, con unos guantes de cocina ligeramente humedecidos.
  • Como parece que los tejidos ejercen de imán para los pelos de las mascotas, se han desarrollado algunos que los repelen, especialmente para utilizar como fundas para el sofá o para la cama. Estos son muy eficaces si permitimos que el perro se suba sobre estos muebles. No obstante, el raso convencional suele repeler el pelo, lo que quizá ahorre gasto. Otro material antipelo es el cuero. ¿Tejidos en los que se adhieren los pelos más fácilmente?, todos los que contengan lana y algunos de los sintéticos porque su capacidad de crear electricidad estática es muy alta.