La artrosis en el gato

La artrosis en el gato

La artrosis u osteoartrosis, es una enfermedad degenerativa e irreversible que afecta a las articulaciones, si bien puede aparecer en una o en varias. En el gato afecta sobre todo a los individuos mayores, ya que, según los estudios realizados, el 90 por ciento de los gatos mayores de 12 años la padecen.

A pesar de una prevalencia tan elevada, la artrosis en el gato suele pasar inadvertida porque el animal enmascara muy bien los síntomas: busca un rincón confortable, reduce sus desplazamientos y se muestra indiferente a lo que les rodea. Por eso, los dueños podemos pensar que este cambio de comportamiento se debe a la edad; sin embargo, con el fin de estar seguros de ello, debemos observarlos cuidadosamente para averiguar si hay indicios de dolor articular.

A este respecto, los gatos con artrosis muestran mayor dificultad para subir y bajar escaleras, saltar a superficies elevadas (sofá, cama, estantería, etc.), levantarse y caminar tras un período de descanso y meterse en la bandeja de la arena higiénica; asimismo, pueden manifestar una marcha rígida o forzada, incluso cojera.

También aparecen cambios en su comportamiento: se vuelven más gruñones, reducen su nivel de actividad, evitan el contacto con otros animales o con las personas, duermen en lugares diferentes, como el suelo, y tienen menos apetito.

Si notamos estos cambios en nuestro gato, tendremos que acudir al veterinario, ya que, aunque no hay una solución definitiva para la artrosis, con el tratamiento adecuado y un alimento específico, se puede mejorar su calidad de vida.

El tratamiento de la artrosis felina incluye distintos elementos, entre los que están el uso de antiinflamatorios, que debe recetar el veterinario. En cuanto a la dieta específica para trastornos articulares, el Mobility feline de Royal Canin, que también es de prescripción veterinaria, puede ser muy adecuado.

Tampoco debemos olvidarnos de todas la medidas que faciliten la vida diaria del gato, como un fácil acceso al alimento, al agua y a la bandeja de arena, una cama mullida, rampas para llegar a sus lugares preferidos, etc.