¿Los gatos y los perros son inteligentes?

post-inteligencia

Si recurrimos a la definición que da la Real Academia del término inteligencia, vemos que no se trata de un atributo exclusivamente humano, ya que no solo es la capacidad de entender o comprender, sino también la de resolver problemas, lo que todos los animales superiores hacen en mayor o menor medida, incluidos los gatos y los perros.

No obstante, esta capacidad de los animales no debe hacernos creer que poseen atributos humanos, ya que sus posibilidades son diferentes; además, hacerlo sería injusto para ellos porque esperaríamos por su parte comportamientos que no podrán tener. De ahí la importancia de considerarlos según su propia naturaleza.

Por su parte, los perros tienen fama de ser animales muy inteligentes, a los que “solo les falta hablar”. Aparte esta afirmación, muy propia de un dueño apasionado, los perros tienen distintos grados de inteligencia y, curiosamente, vienen dados por su estirpe, es decir, por su genética. Al menos según la clasificación de Stanley Coren, autor del libro “The Intelligence of Dogs” y que ha creado un test de inteligencia para los perros, así como una clasificación de razas caninas según su grado de inteligencia.

Sin embargo, según la mayoría de los etólogos caninos, un perro que recibe un adiestramiento exhaustivo potenciará al máximo su inteligencia natural. Por ello, dos perros que posean un grado de inteligencia semejante podrán mostrar un comportamiento resolutivo muy diferente según lo que se les haya enseñado.

En cuanto a los estudios realizados sobre la inteligencia de los gatos, son menos numerosos que los llevados a cabo con perros, quizá porque su comportamiento natural, producto de una evolución como animal solitario, lo hace más difícil. Sin embargo, se ha consensuado que existen rasgos de su comportamiento que te pueden orientar, por ejemplo, un signo de inteligencia gatuna muy alta es que investigue con cuidado en un ambiente desconocido.

Es muy posible que, como pasa con el perro, la inteligencia del gato también esté determinada por su ascendencia, si bien no conocemos estudios que hayan clasificado a las razas felinas según este criterio, pero de lo que estamos seguros es que el trato que se da al gato puede determinar que desarrolle toda su inteligencia.

Por todo esto, te animamos a interactuar con tu gato o tu perro, esto no solo podrá mejorar su inteligencia, sino que además supone el mejor antídoto contra el aburrimiento y la inactividad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *