El marcaje con orina

Marcaje. Comportamiento gatosSi hay un comportamiento de los gatos que los propietarios consideran extremadamente inaceptable es que se orinen fuera de la bandeja higiénica.

Esta conducta, conocida en el argot etológico como micción inapropiada, puede deberse a tres causas principales: un problema con la bandeja (tipo de lecho, ubicación, tamaño, etc.), una enfermedad (problemas urinarios, diabetes, etc.) o al marcaje. También puede deberse a una combinación de todas ellas… En este artículo nos centraremos en la conducta de marcaje, por lo que veremos por qué se produce y cómo eliminarla.

(más…)

¿Cómo cortar las uñas al gato?

¿Cómo cortar las uñas al gato?¿Cuántos de vosotros no os encontráis cada dos por tres con un problema cuando queréis cortar las uñas a vuestros gatos? Probablemente muchos, ¿verdad?

Todos los veterinarios conocemos los suplicios a los que os enfrentáis cuando hay que hacer algo que al gato no le gusta o le asusta. Manejar a un animal que tiene uñas afiladas y colmillos no es nada fácil.

Los siguientes consejos pueden ayudaros a hacer un poco más fácil la tarea de cortar las uñas al gato.

(más…)

Nace Royal Canin TV

Nace Royal Canin TVLos propietarios de gatos y perros estamos de enhorabuena, porque se ha lanzado Royal Canin TV, una plataforma de contenido audiovisual, elaborada por especialistas, que será la mejor aliada en el cuidado de las mascotas.

Después de haber conseguido más de 2.000.000 de visualizaciones y más de 12.000 suscriptores en su canal de YouTube, Royal Canin da un paso más y crea su propio canal donde poder ver y disfrutar sus casi doscientos vídeos sobre los cuidados de nuestros amigos de cuatro patas: tv.royalcanin.es.

En Royal Canin TV encontrarás información de interés, tanto de gatos como de perros, sobre razas, nutrición, educación, salud, consejos y casos clínicos, sin olvidar eventos en los que hayan participado o promociones interesantes para los usuarios.

Toda la información de Royal Canin como a ti te gusta, ¡en vídeo!

Cómo eliminar los pelos del gato

Cómo eliminar los pelos del gato

Una de las características más bellas de nuestros gatos es su pelo, pero este puede ser un problema durante las épocas de muda, especialmente si somos muy escrupulosos con la higiene de nuestra casa o de la ropa que llevamos puesta.

Realmente, los gatos que viven dentro del hogar suelen realizar una muda constantea lo largo de todo el año, si bien se agudiza en otoño y en primavera. Para que esta labor te resulte más fácil, aquí tienes varios consejos para eliminar los pelos de tu gato:

  • Como es muy obvio, nos ruboriza recordarlo, pero si le cepillas frecuentemente, el pelo que se queda en el cepillo jamás llegará al sofá ni a tu ropa. Por ello, lo primero que se debe hacer es cepillar al gato con la frecuencia que haga falta. No tienes excusa, porque esto contribuye también a la salud de su piel y, si se realiza adecuadamente, refuerza los lazos entre ambos. El cepillado de mantenimiento debe hacerse con la herramienta adecuada al tipo de pelo –cardas, cepillos de púas o de cerdas, etc.–, pero algunos están diseñados para arrastrar el pelo muerto.
  • Una vez que el pelo ya se ha desprendido, el aire lo moverá por toda la casa. Lo habitual es que se acabe pegando al primer tejido que encuentre y que forme pelusas en los rincones, especialmente en el caso de que se trate de pelos largos. El mejor método para retirarlos es aspirar, ya que al barrer es habitual que muchos pelos permanezcan en suspensión, por lo que no desaparecen del entorno. Es verdad que un cepillo especial para barrer pelo, como el de las peluquerías humanas, puede ser eficaz, pero casi mejor es usar una mopa húmeda o impregnada con algún producto que adhiera los pelos.
  • Los rodillos adhesivos son los más conocidos por todos a la hora de retirar el pelo de la ropa pero si se te acaba y no tienes repuesta, se puede improvisar un método alternativo enrollando sobre los dedos una cinta adhesiva ancha, como las de embalar o las de papel que usan los pintores. Otro truco muy eficaz es pasar las manos húmedas sobre la ropa o, mejor, con unos guantes de tela ligeramente humedecidos.
  • Infinidad de tejidos ejercen de imán para los pelos de las mascotas, así que se han desarrollado algunos que los repelen, especialmente para fundas del sofá o para la cama. Estos son muy eficaces porque el gato es un usuario asiduo de este mobiliario. No obstante, el raso convencional suele repeler el pelo, lo que quizá ahorre gasto. Otro material antipelo es el cuero. Por otra parte, en todos los tejidos que contienen lana los pelos se adhieren más fácilmente, así como en algunos de los sintéticos porque su capacidad de crear electricidad estática es muy alta.

¿Por qué se lavan los gatos?

¿Por qué se lavan los gatos?

La fama que tiene el gato doméstico de animal limpio no es casual, sino que se debe a la gran cantidad de tiempo al día que pasa atusándose con la lengua y las patas.

Esta actividad la lleva a cabo con tanta meticulosidad que parece un ritual en el que no olvida ninguna parte de su cuerpo, ya que allí donde no llega con la lengua directamente, se sirve de las patas delanteras para acceder, por ejemplo, para limpiarse las orejas.

La función principal de este lamido es mantener el pelo lo más limpio posible, lo que también elimina olores que en la naturaleza lo delatarían. No olvidemos que el comportamiento felino tiene milenios de evolución en los que el hombre no intervino. También extienden de forma homogénea por todo su manto las secreciones de las glándulas de su piel.

Asimismo, el lamido elimina muchos parásitos, una de las causas por las que los gatos silvestres no suelen estar infestados por garrapatas: suelen eliminarlas al lamerse antes de que estas lleguen a picar en su piel.

Para colmo, el atusado les proporciona un gran bienestar por su función tranquilizadora. Tanto es así que en casos de estrés no es difícil que un gato se ponga a atusarse. Lo mismo pasa con el ronroneo.

Tal es la importancia que tiene el atusado en el gato doméstico que si apreciamos que deja de ejecutarlo o lo hace con una frecuencia mucho menos acusada, es que algo le pasa, aunque sea que es mayor y no llega a todo su cuerpo con la misma facilidad que cuando era joven. Por ello, si tu gato deja de atusarse bruscamente, debes consultar con el veterinario.

Por supuesto, el atusado sirve para la higiene felina, pero en casos de suciedad extrema es muy probable que haya que bañarle. Para esto utilizaremos productos formulados para la piel del gato y después lo secaremos muy bien.

Recuerda, a partir de ahora, la cantidad de cosas que están sucediendo cuando tu querido gato se atusa. Por eso, es mejor no molestarle cuando está en plena faena.

La importancia de la arena higiénica

La importancia de la arena higiénica

Los propietarios de gatos sabemos la importancia que tiene una buena alimentación, pero ¿qué pasa con la arena higiénica?

Cuando elegimos compartir nuestra vida con un gato no solemos escatimar en cuanto a sus cuidados: camas exclusivas, juguetes, material para el cuidado del pelo y, por supuesto, la alimentación. Sin embargo, este razonamiento no suele aplicarse con los lechos higiénicos, que en el caso de los gatos caseros es imprescindible.

En el pasado, debido especialmente a que los gatos tenían acceso al exterior, usaban la tierra de los jardines, y para aquellos que vivían en apartamentos se elegía cualquier tipo de tierra, así como el serrín. Sin embargo, el mercado de los lechos higiénicos para gatos experimentó una gran evolución cuando Edward Lowe comercializó, en 1947, pequeñas bolas de arcilla como sustituto de lo conocido hasta entonces.

Dado que este nuevo producto higiénico suponía un avance en cuanto al control de los olores y la limpieza de la bandeja, no tardó el popularizarse.

Hasta ahora, el material más usado ha sido la sepiolita, por lo que se ha convertido en un producto muy fácil de encontrar y a unos precios muy competitivos. Se comercializa sin tratamiento alguno o con productos desodorizantes, incluso antibacterias, pero estos no son del agrado de todos los gatos.

Después se descubrió que si a la sepiolita se añadía bentonita se conseguía un efecto aglomerante, de modo que según la va usando el gato, se pueden retirar los restos, tanto de los sólidos como de los húmedos. Este tipo de material suele gustar mucho a los gatos porque la arena está más limpia (aunque esto depende, obviamente, de que nosotros retiremos sus desperdicios). No obstante, el recipiente debe ser limpiado integralmente cada cierto tiempo, ya que es imprescindible desinfectarlo concienzudamente.

Como no todo son ventajas, la incorporación de la bentonita no es del agrado de todos los propietarios, ya que suelen producir polvo (que en caso extremo puede ocasionar algún trastorno de la vías respiratorias, aunque no suelen ser graves) y porque se puede quedar adherido a las patitas del gato, quien lo va esparciendo sin querer por toda la casa.

Más recientemente apareció en el mercado un producto sintético a base de silicato de sodio. Es extremadamente absorbente y permite retirar fácilmente todos los residuos, igual que la aglomerante. Su máximo inconveniente es el precio de compra, pero su rendimiento debido a su duración es considerable.

Por supuesto, si es nuestro deseo podemos usar materiales como el papel de periódico, la fibra de madera, las novedosas arenas ecológicas (que, según los responsables de su comercialización, son restos de madera caídas de forma natural de los árboles), pero debemos valorar si cumplen con los requisitos higiénicos mínimos en nuestro hogar.

No obstante, es el gato quien elige en última instancia qué tipo de lecho higiénico prefiere usar, por lo que es mejor no hacer cambios bruscos una vez se haya acostumbrado a un tipo de arena concreto, ya que esto puede ser motivo de rechazo.

Recuerda que si tu gato ha usado la arena siempre y no has hecho ningún cambio en ella, como alterar su emplazamiento, elegir otra marca o material, pero de repente deja de usarla, es posible que sea un síntoma de algún trastorno somático que requiere la revisión del veterinario.

¡Qué pelo tan bonito!

¡Qué pelo tan bonito! Importancia de la salud de la piel en el gato

Cuando miramos a un gato, una de las primeras cosas en que nos fijamos es en su pelo, mucho más cuando está brillante, con el lustre que solo la salud puede dar.

Es posible que nuestro primer pensamiento es que el propietario le aplica algún producto cosmético o que su lengua le da ese brillo cuando se atusa, pero la verdadera razón de esa belleza no es otra que la alimentación que recibe el gato, ya que es la vía que abastece al organismo de todos los nutrientes necesarios para estar en condiciones óptimas.

Resulta evidente que no hay pelo sano y brillante si la piel no está sana. Por ello, los alimentos de alta calidad incorporan todos los elementos que tienen algo que ver con la salud de la piel, que, como ya hemos visto, afecta a la del pelo.

Si deseas conocer la importancia que tiene la salud de la piel para la salud del gato, debes saber que la piel es el órgano más extensodel organismo y que actúa como un verdadero muro entre el gato y su entorno. No obstante, también tiene otras funciones: sensorial (percibe el calor, el picor, etc.), la de secretar diversos elementos imprescindibles para su mantenimiento y la de almacén de agua y vitaminas, por ejemplo.

Pero aquí no acaban sus funciones, ya que también tiene una misión inmunitaria, lo que consigue al estar conectada directamente con el sistema defensivo, el que impide que los agentes potencialmente nocivos puedan prosperar cuando llegan al cuerpo; ese sería el caso de los virus y las bacterias.

La nutrición también interviene en el mantenimiento de las cualidades naturales del pelo, las que están determinadas por la herencia genética, pero también las potencia. Tal sería el caso de la longitud del pelo, su brillo y su pigmentación.

A este respecto, ciertos nutrientes contribuyen de manera significativa a aumentar la belleza del pelaje, como los ácidos grasos poliinsaturados de la serie omega 6, que son necesarios para que el gato mantenga la piel flexible y sus defensas activas frente a las agresiones externas.

Sin embargo, el gato puede tener ligeras descamaciones o picor aunque reciba un buen alimento, para estos casos hay alimentos específicos, con un aporte extra de nutrientes especiales para la piel.

Por otra parte, en determinados casos de enfermedad o lesión cutánea, facilitar un alimento específico puede contribuir a la reparación y la recuperación de la piel. Eso sí, antes es conveniente consultar con el veterinario, ya que es único verdaderamente cualificado para dar la mejor solución.

La muda en el gato

la muda en el gato: ¿por qué se produce? ¿Qué debes tener en cuenta?

Con la llegada del buen tiempo se produce uno de los cambios anuales en el pelaje del gato, en este caso la pérdida del pelo de invierno.

Esta caída masiva tiene sus inconvenientes, que van más allá de lo meramente estético o de la limpieza del hogar, ya que el gato ingiere mayor cantidad de pelo con su atusado diario que cuando no está mudando.

Dado que el pelo no se digiere, puede acumularse en forma de bola, lo que los veterinarios llaman tricobezoares, y ocasionar oclusiones si no son expulsadas de forma natural, lo que puede hacerse con las heces o vomitándolas. Si la oclusión es intensa puede producir graves trastornos.

Como en otras cuestiones relativas a la salud de nuestro gato, sería mejor prevenir, pero como es imposible que él deje de atusarse y con ello de tragarse su propio pelo, la primera medida que se debe tomar es cepillarle lo más a menudo posible, mejor diariamente, ya que todo el pelo que se retira con el cepillo no acabará en su estómago. Si eres de los que piensa que no tiene tiempo cada día, puedes aprovechar el rato que está sobre ti mientras ves tu programa de televisión favorito.

Si el cepillado en esta época primaveral es más que recomendable en todos los gatos, en los que tienen el pelo largo resulta imprescindible, ya que con cada lametazo ingieren más pelo y más largo, lo que aumenta el riesgo de formación de bolas de pelo.

Otra medida a tener en cuenta es darle jalea de malta con cierta frecuencia, ya que es un producto que ayuda a arrastrar el pelo y a expulsarlo con las heces.

También se le puede facilitar “hierba gatera”, pero la que se comercializa en las tiendas especializadas para este fin, para que tome la que quiera; sin embargo, los expertos no se ponen de acuerdo sobre la conveniencia de su uso, especialmente por su potencial acción laxante.

Lo que sí está contrastado con estudios rigurosos es el uso de un alimento formulado especialmente para evitar la formación de bolas de pelo. Dada su formulación, este tipo de alimento se puede dar durante todo el año, ya que está perfectamente equilibrado, pero si se prefiere puede darse solo durante la época de muda.

Este tipo de alimento tiene un nivel alto de fibras, que combina de forma adecuada las fibras solubles y las insolubles. Las primeras facilitan la evacuación al aumentar la viscosidad del contenido digestivo, mientras que las segundas limitan la aglomeración de pelo en el intestino.

Realmente los gatos que viven siempre en el interior de nuestras viviendas están más expuestos, ya que, al vivir con una temperatura y con una iluminación bastante estables, su muda se prolonga a lo largo de todo el año. Además, su actividad física es más escasa y, por tanto, su motilidad intestinal está más ralentizada.